El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, deportó a venezolanos a través de terceros países tras prohibir todos los vuelos desde y hacia Venezuela aduciendo razones de seguridad, denunció un senador estadounidense de alto rango.

Bob Menéndez, principal representante de los demócratas en el Comité de Relaciones Exteriores del Senado, dijo que el gobierno de Trump continuó devolviendo ciudadanos a Venezuela “subrepticiamente” hasta al menos marzo de 2020 a pesar de suspender los vuelos directos al país caribeño en mayo de 2019.

“Está claro que los vuelos de deportación indirecta de Estados Unidos a Venezuela no cesaron por muchos meses después de que la Administración Federal de Aviación (FAA) suspendiera el transporte aéreo de pasajeros hacia o desde cualquier aeropuerto en Venezuela el 15 de mayo de 2019”, dijo Menéndez.

Las deportaciones ocurrieron a través de Trinidad y Tobago entre enero y marzo de 2020, y anteriormente al menos a través de Panamá, señaló en una carta a las secretarías de Estado, Transporte y Seguridad Interior, que solicita, entre otros datos, la cifra total de deportaciones y cuántas personas fueron devueltas sólo por delitos migratorios.

El senador por Nueva Jersey recordó que el gobierno venezolano de Nicolás Maduro ha sido señalado en un informe de la ONU de cometer desde 2014 “abusos graves que equivalen a crímenes de lesa humanidad”.

“Dadas las terribles condiciones humanitarias y las atrocidades provocadas por la brutal dictadura de Maduro, las deportaciones estadounidenses amenazan gravemente la vida y la libertad de los venezolanos que son devueltos”, sostuvo.

Menéndez, de padres cubanos, también deploró que el gobierno de Trump se haya negado a conceder a los venezolanos el Estatus de Protección Temporal (TPS), un mecanismo creado en los años 1990 con fines humanitarios, para que permanezcan legalmente en Estados Unidos.

En septiembre, por quinta vez desde principios de 2019, los republicanos que controlan el Senado bloquearon una legislación para otorgar el TPS a unos 200.000 venezolanos elegibles.

El aspirante demócrata a la Casa Blanca, Joe Biden, que encabeza las encuestas para las elecciones del 3 de noviembre, acusó a Trump de fallarle a los venezolanos por no otorgarles el TPS y deportalos “sin piedad”.

Venezuela está sumida en una crisis política agravada desde que Maduro asumió un segundo mandato en 2019 tras cuestionadas elecciones.

Otrora una potencia petrolera, la nación de 30 millones de habitantes vive además una debacle económica agudizada desde la llegada al poder del mandatario en 2013, una situación que ha provocado la salida del país de más de cinco millones de personas, según la ONU.

No hay comentarios

Deja un comentario