La jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, garantizó que el diseño y la discusión del Presupuesto 2020 no obedecen a la política, sino a un proyecto de planeación y un modelo de ciudad a largo plazo.

Mientras la sesión ordinaria del Congreso capitalino discutía las primeras órdenes del día con miras a aprobar el presupuesto para la ciudad, Sheinbaum exponía a los medios que incluso en asuntos prioritarios, como la suficiencia en la distribución del agua en todas las alcaldías, el presupuesto cuenta con una planeación estudiada.

“El presupuesto tiene una lógica de proyecto de ciudad, si tú abres la puerta se pierde la lógica del presupuesto. Ya se dijo en Cámara de Diputados que esto no está sujeto a moches, y estamos esperando a que se guarde el proyecto de ciudad que se está enviando”, enfatizó en el Antiguo Palacio del Ayuntamiento.

Informó que uno de los aspectos más importantes de su administración es el combate a la corrupción y la justicia, lo que se verá reflejado respeto a la ley y su aplicación por parte de la autoridad correspondiente.

Sobre la detención de exfuncionarios capitalinos, aclaró que “nada tiene qué ver con lo político, sino con la justicia. Incluso estos temas no se tocan en el gabinete de seguridad sino en el orden judicial. En el Gobierno de la Ciudad no se tolera la corrupción y tiene que haber justicia en los casos donde se compruebe».

Sheinbaum adelantó que ya se está trabajando en asuntos prioritarios de la capital, como el alcoholímetro que será relanzado en año que viene, debido a la incorporación del nuevo Secretario de Seguridad Ciudadana, que le dará un enfoque de salud con perspectiva cívica.

Con respecto a la suficiencia de recursos destinados para el Sistema de Aguas de la Ciudad, negó que haya alguna reducción y dijo que las carencias actuales en el sistema ya se consideraron en el Presupuesto 2020, cuyo monto no se redujo, al contrario se mantuvo igual que años anteriores.

No hay comentarios

Deja un comentario