Como si fuera mago, Andrés Manuel Lòpez Obrador no duda en señalar que el juicio contra Lozoya desterrará la corrupción en el país. E incluso como visionario, asegura que se recuperarán los recursos por la venta de varias de las plantas de Pemex.

Durante la conferencia mañanera de hoy nuevamente nos volvieron a recetar el reporte del Covid-19 y reiterar las cifras de contagios, muertes, de que el cubre bocas no es necesario ponérselo como una garantía contra el coronavirus. Mientras tanto el número de muertos va en aumento.

En una mañanera de posiciones confirmadas, el presidente aprovecha el burro del coronavirus para reiterar que las empresas refresqueras y de alimentos procesados son las autoras de complicar la situación del coronavirus en México y causar mayor número de decesos.

Aseguró que como resultado de este consumo, la mayoría de los mexicanos sufren de obesidad, hipertensión y diabetes.

Presentó, a pesar de no ser partidario de las comparaciones, el índice de mortalidad por el virus, más diversas enfermedades crónicas, por cada 100 mil habitantes a nivel mundial destacando en primer lugar a Bélgica y Reino Unido.

Además, aventó a Hugo López Gatell para que explicara el porqué el presidente no usa cubrebocas, el funcionario aseguró que no funciona si no es parte integral de las medidas de sana distancia y de higiene y evitando entrar en conflicto con los estados que lo han hecho obligatorio y con las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud.

El subsecretario López Gatell señaló que, por dos semanas consecutivas. Disminuyó la cantidad de casos registrados de Covid, al día en el país. Esto es una tendencia consistente.
Informó que, al último corte, se han registrado 395 mil 989 casos positivos acumulados y 44 mil 22 personas han perdido la vida. Indicó que sólo si se atienden las medidas de seguridad sanitarias y el semáforo epidemiológico se logrará que la epidemia continúe con una tendencia a la baja.
Recordó que el 90% de los casos totales ya no tienen la enfermedad activa, la tuvieron hace más de 15 días. En tanto, señaló hay un 47% de camas ocupadas, destinadas a las personas enfermas con Covid-19, mientras que el 43% están libres.
Mencionó que Nuevo León es el estado con mayor ocupación de camas, seguido de Tabasco, Coahuila y Veracruz. El 38% de las camas con ventilador se encuentran ocupadas y un 62% disponibles.
Por otra parte, subrayó la importancia de mencionar el impacto que las enfermedades crónicas tienen ante el Covid-19, pues desde hace cinco años se declaró a la diabetes y la obesidad como emergencias epidemiológicas. Estas enfermedades provocan una mayor mortalidad.

Hugo López-Gatell, comentó que el director de la OMS ha hablado sobre el uso del cubrebocas y, México, periódicamente revisa la evidencia científica sobre esta herramienta.
Explicó que el gobierno de México y otros organismos como la OMS, consideran que el cubrebocas no es una barrera suficientemente eficaz y efectiva para impedir que una persona se contagie, excepto que sea el cubrebocas apropiado, tendría que ser un cubrebocas de tres capas, aun así no evita un contagio a través de los ojos. Las gafas convencionales no son un mecanismo de protección. el cubrebocas es un dispositivo mecánico diseñado para impedir el traslado de partículas líquidas desde la boca y la nariz hacia el campo quirúrgico. En el contexto de una pandemia, es un elemento que puede ser de gran utilidad.
Declaró que el cubrebocas sólo puede ser útil acompañado de otras medidas sanitarias. Aclaró que el gobierno no está en contra del uso del cubrebocas, como muchos lo han querido hacer ver, sino que se debe utilizar con responsabilidad y de la manera adecuada. Recomendó utilizarlo como un auxiliar, junto con otras medidas como la sana distancia, el estornudo de etiqueta, el lavado frecuente de manos, entre otros.
Indicó que el Gobierno de México recomienda el uso del cubrebocas, particularmente en los espacios cerrados, como una medida complementaria.

No hay comentarios

Dejar respuesta